Cambiar a contenido. | Saltar a navegación

Herramientas Personales

Navegación
Usted está aquí: Inicio / Prensa / Noticias / El Hospital Costa de la Luz optimiza su intervención del ictus

El Hospital Costa de la Luz optimiza su intervención del ictus

El especialista de Neurología Antonio Parralo explica cómo se ha gestado el Código Ictus y cómo ayudará a agilizar la atención

05/11/2018

Este pasado 29 de octubre se conmemoró el Día Internacional del Ictus y desde el Hospital Costa de la Luz hemos querido aprovechar este marco para actualizar y optimizar nuestra intervención de esta grave enfermedad. Para ello, un equipo multidisciplinar ha elaborado un Protocolo del Código Ictus, que será presentado en breve. Pero vayamos por partes.

¿Qué es el ictus? Como explica nuestro doctor especialista en Neurología, Antonio Parralo, es una palabra que hemos heredado del latín, y que significa ‘golpe’, ya que el inicio de la sintomatología es “muy agudo, brusco, repentino”. Cuando hablamos de un ictus, nos referimos a una “falta de riego sanguíneo en el cerebro; se produce una interrupción del flujo sanguíneo, por lo que determinadas zonas quedarían sin riego”.

Puede producirse por dos motivos. Por un lado, que una de las arterias de nuestro cerebro se atasque por obstrucción, de manera que el flujo se detiene, y también puede deberse a la rotura de una arteria, que deriva en una extravasación, y es lo que se conoce como ictus hemorrágico. Este segundo caso es menos frecuente y más grave.

 


Sintomatología de la enfermedad

Como explica el Dr. Parralo, al estar hablando de un órgano de la complejidad del cerebro y el amplio abanico de funciones que controla, no se puede hablar de síntomas exclusivos, sino de una gran variedad de ellos. No obstante, “sí existen algunos síntomas de alerta que se producen con frecuencia y que conoce perfectamente el personal médico”. Estos son:

  • Boca torcida o parálisis facial.
  • Falta de movilidad en un lado del cuerpo.
  • Alteración del lenguaje, dificultades para articular palabras y frases o incapacidad para comprender.
  • Alteraciones sensitivas, como por ejemplo dejar de sentir en un lado del cuerpo.
  • Hormigueo en una parte del cuerpo.
  • Visión doble.
  • Alteración muy pronunciada del equilibrio.
  • Confusión.


La clave está en cuidarse

El Dr. Antonio Parralo expone que hay una serie de factores de riesgo del ictus, algunos de los cuales se puede controlar o modificar, como pueden ser la hipertensión arterial, los valores altos de colesterol y triglicéridos, la diabetes, el azúcar elevado, el consumo de tóxicos como el alcohol, el tabaco o sustancias prohibidas, la obesidad o llevar una vida sedentaria. “Al fin y al cabo –expresa el doctor– estamos hablando del estilo de vida del mundo occidental, de los países desarrollados”. Además, existe otro importante factor de riesgo, como son las cardiopatías, las enfermedades del corazón, algunas de ellas graves como la fibrilación auricular (arritmia) o las cardiopatías estructurale.

Por supuesto, hay factores que no se pueden controlar ni modificar, como son la edad, y es que el riesgo de ictus aumenta con la edad, si bien existen determinados genes que puedan dar lugar a ictus incluso en personas jóvenes.

En definitiva, el neurólogo del Hospital Costa de la Luz afirma que la mejor prevención es “llevar un estilo de vida saludable”, incluyendo el ejercicio aeróbico.


Primera causa de muerte en mujeres

El ictus es la primera causa de mortalidad en mujeres en España, por encima de otras enfermedades graves como el cáncer de mama. No quiere decir por ello que afecte más a un sexo que a otro, ya que la incidencia de la enfermedad es similar en hombres y mujeres, pero sí existe esta diferencia en cuanto a mortalidad se refiere.

El Dr. Antonio Parralo advierte además de que se espera un repunte de los casos de ictus en el futuro, en vistas de la evolución de la sociedad actual, que cada vez se alimenta peor (cada vez más procesados, grasas saturadas, etcétera), un estilo de vida cada vez menos saludable, más estresante, y un avance tecnológico constante que provoca que cada vez tengamos que hacer menos esfuerzo por todo. Asimismo, al tratarse de una enfermedad cuyo riesgo se multiplica con la edad, hay que tener en cuenta que cada vez hay un envejecimiento de la población progresivo, además de que la esperanza de vida cada vez es mayor.

 

Protocolo: Código Ictus

En el marco del Día Internacional del Ictus, en el Hospital Costa de la Luz hemos querido presentar nuestro Código Ictus al objeto de optimizar al máximo el tratamiento de esta enfermedad.

Este protocolo de actuación será presentado el miércoles 7 de noviembre en el Hospital Costa de la Luz y su elaboración ha estado encabezada por el Servicio de Neurología, contando con la colaboración de especialistas de otras áreas que intervienen en la atención aguda del ictus, como son médicos internistas, de urgencias, intensivistas y radiólogos. Por lo tanto, el Código Ictus del Hospital Costa de la Luz es fruto de un trabajo multidisciplinar, y está basado en la literatura científica actual, que recoge el estándar de todos los hospitales del mundo desarrollado para la atención del ictus.

¿Qué es el Código Ictus? Se trata de un procedimiento asistencial coordinado que intenta garantizar a la ciudadanía el acceso urgente o con la mayor brevedad posible a las terapias de reperfusión cerebral existentes, para lograr que el flujo sanguíneo en el cerebro vuelva a la normalidad.

Como explica el neurólogo Antonio Parralo, este protocolo se puede activar de forma intra o extrahospitalaria –que el paciente que ha sufrido el ictus llegue por Urgencias o en la calle-. Lo importante es que exista un equipo coordinado que trate al paciente con la mayor celeridad posible para restablecer el flujo sanguíneo y evitar posibles y probables secuelas en la persona que lo sufre. Y es que la probabilidad de que se sufran lesiones cerebrales irreversibles depende del tiempo, de la premura de la atención médica.

En base a la escala clínica NIHSS –valoración de funciones neurológicas básicas en la fase aguda del ictus isquémico–, se decide si el paciente es candidato al tratamiento. El Código Ictus sólo se activa en casos de obstrucciones, lo que se suele conocer cono ictus isquémico, y no en el caso de hemorragias. Con todo, cada caso precisa de una actuación coordinada y rápida del equipo médico, en aras de que el paciente pueda acceder al tratamiento en las primeras cuatro horas y media.

En el Hospital Costa de la Luz disponemos del personal y equipamiento necesarios para la atención urgente del ictus, cmo el tratamiento de primera línea, que incluye las pruebas complementarias con neurólogos, urgencias, UCI, radiología de guardia, TAC (angiotac o angiotomografía), y tratamiento de primera línea con fármaco anticoagulante, que se aplica por vía intravenosa antes de que transcurrran las cuatro horas y media.